Cuando Fellini se encontró al cantante sin habla